miércoles, 29 mayo, 2024
InicioEconomíaApuesta por una baja de la inflación: cómo son y cuánto se...

Apuesta por una baja de la inflación: cómo son y cuánto se puede pedir con los nuevos créditos hipotecarios UVA

Luego de que el presidente Javier Milei presentara su balance de los primeros cuatro meses de Gobierno con fuerte hincapié en la estabilidad de la economía, un banco semi-privado anunció que preprara una nueva línea de créditos hipotecarios, con cuotas atadas a la inflación. Se trata del Banco Hipotecario, que desde el mes que viene volverá a ofrecer préstamos UVA para comprar, construir, refaccionar o terminar viviendas.

«La salida vendrá de la mano del la inversión del sector privado y del crédito; financiado genuinamente por el ahorro. Porque esa es la única manera sostenible de crecer», dijo el presidente el lunes por la noche. Este martes, el Banco Hipotecario picó en punta: publicó en su web las condiciones de dos nuevas líneas de créditos UVA, con tasas más bajas.

La entidad presidida por Eduado Elsztain es la primera que se anima a pensar en créditos a largo plazo para intentar ayudar a resolver un viejo problema de la Argentina: un déficit habitacional que supera a las 3 millones de viviendas. Pero no sería la única, ya que varios bancos tienen esta idea en carpeta.

En concreto, el Hipotecario ofrecerá desde mayo próximo dos nuevas lineas de préstamos por hasta $250 millones. Si se toma como referencia el tipo de cambio paralelo por estos días, sería un monto máximo apenas por debajo de los US$ 250 mil. La novedad es que la solicitud y todo el trámite de estas nuevas hipotecas se podrá realizar en forma 100% on line, sin necesidad de acercarse fisicamente a la sucursal del banco.

Por un lado, habrá una línea para la compra o construcción de vivienda, con un monto máximo de $250 millones, cuya tasa será la UVA más 4,25% los primeros doce meses Los años restantes la cuota también ajustará por UVA pero con una tasa que llegará al 8,5%. Esto es para personas que acrediten sus haberes en la entidad, ya que tendran una bonificación del 50% de la tasa fija por los primeros 12 meses de vida del préstamo.

También se presentará una línea para ampliación y refacción de viviendas con un monto máximo de $125 millones, con las mismas condiciones de tasas. Con ambas iniciativas el Hipotecario aumenta los montos máximos prestables, ya que actualmente la entidad ofrece créditos atados a UVA por hasta $10 millones, y aplica una reducción de tasa: los créditos vigentes hasta ahora tienen una tasa aplicada de 13,5% por encima de la inflación acumulada.

Fuentes del Hipotecario le explicaron a este diario que las nuevas líneas son una apuesta a la normalización de la macro. «Creemos que en los próximos meses la inflación va a bajar con fuerza y con eso habrá una recuperación del poder de compra del salario. En Argentina hay una demanda reprimida por este tipo de préstamos y queremos abrir el juego para cuando ese momento llegue». En la entidad afirmaron que antes de fin de año podrian verse los primeros movimientos en estas líneas crediticias.

Después del «boom» que hubo en los dos primeros años del Gobierno de Mauricio Macri, el stock de créditos hipotecarios UVA se desplomó en la Argentina. Según datos del Banco Central, en marzo apenas representaba el 0,1% del PBI del país. La morosidad es de menos del 1%.

La pregunta es si estas iniciativas pueden hacer revivir a la demanda, en un contexto de inflación todavía muy elevada. El economista de Empiria, Federico Gonzalez Rouco explicó: «Quizás sea un poco pronto como para pensar en una recuperación del crédito de largo plazo atado a la inflación, sin embargo el mercado hipotecario en la Argentina es tan chico que cualquier anuncio de este tipo despierta interés».

El economista, autor del libro «El sueño de la casa propia», afirmó que pese a la «mala fama» que se generó alrededor de los préstamos atados a la inflación, los préstamos UVA son una estrategia viable en la Argentina. «En un contexto de alta inflación, el crédito indexado es el único sistema posible en la Argentina. Los préstamos a tasa fija no son viables para el que presta y elevan el monto de las cuotas de forma en que se vuelven inaccesibles».

En ese sentido, explicó: «Ahora, las condiciones no están dadas para que haya un repunte del crédito hipotecario en la Argentina. Lo que hay que mirar para analizar la conveniencia o no del crédito UVA no es la inflación, sino más bien el salario real. Si el poder de compra del salario se recupera, la demanda lentamente comenzará aparecer».

Más Noticias