miércoles, 24 abril, 2024
InicioEconomíaTarifas de agua: Aysa pide un aumento de 209% con actualización mensual

Tarifas de agua: Aysa pide un aumento de 209% con actualización mensual

La empresa Agua y Saneamientos Argentina (Aysa) le pidió al Gobierno que le autorice un aumento de 209% en sus tarifas de agua potable y cloacas a partir de abril, con una actualización mensual a partir de mayo sobre la base de los salarios y la inflación. Además, habría una revisión en julio, en función del desempeño de la actividad económica y los precios.

Así surge de la propuesta enviada a la Secretaría de Obras Públicas de la Nación, que definió convocar a una audiencia pública para estudiarla el próximo miércoles 27 de marzo a las 10 horas.

De acuerdo a la información que consta en el anexo de la Resolución 2/2024 de Obras Públicas, a cargo de Luis Giovine, la compañía calcula que a partir de octubre no necesitará que el Tesoro nacional aporte más subsidios para su operación.

Cuánto aumentarán las tarifas de agua

Si se aprueba esta suba de tarifas, los 534.517 hogares de la Ciudad y el Gran Buenos Aires que están en el nivel zonal «alto» pasarían de pagar $ 6.236 (sin impuestos) en promedio en marzo por el servicio de agua y cloaca a $ 19.269 en abril. Los 5.991 usuarios residenciales de estas zonas que solamente cuentan con agua -sin cloaca-, en barrios cerrados (countries) verían un salto de $ 9.962 a $ 30.784.

Por su lado, las facturas medias de los 996.718 hogares de nivel zonal «medio» del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) tendrían un incremento desde los $ 5.663 (sin impuestos) por el servicio de agua y cloaca en marzo a $ 17.500 en abril. Y los 5.827 usuarios residenciales de estas zonas que solamente cuentan con agua -sin cloaca- verían un ajuste de $ 3.263 a $ 10.082.

En tanto, los 1.187.139 hogares de nivel zonal «bajo» tendrían una actualización desde los $ 4.551 (sin impuestos) por el servicio de agua y cloaca en marzo a $ 14.062 en abril. Y los 582.044 usuarios residenciales de estas zonas que solamente cuentan con agua -sin cloaca- verían un aumento desde los $ 1.735 a $ 5.360.

Asimismo, los 303.636 usuarios no residenciales (industrias, comercios, edificios, hospitales y colegios, entre otros) con agua y cloaca pasarán a pagar $ 23.102 más impuestos en marzo a $ 71.386 en abril; y los 30.595 que solo tienen agua treparán de $ 13.917 a $ 43.002.

La indexación mensual a partir de mayo se hará sobre la base de una fórmula polinómica, que combinará la evolución del índice general de salarios (en un 45%), la inflación mayorista (IPIM, 44%) y la inflación minorista (IPC, 11%).

Previamente, Aysa había mandado una propuesta con un incremento de tarifas de 138% a partir de febrero y una revisión a partir de marzo, pero fue rechazada por el ministro de Economía, Luis Caputo.

«Como resultado de las medidas en términos de reducción de los subsidios frente a la situación actual, se alcanzaría un ahorro estimado de $ 440.000 millones a precios de marzo 2024, entre mejora de eficiencia adicional e incremento tarifario, con una importante mejora en términos de equidad», planteó la empresa que hoy conduce Oscar Ferrari, después de la salida la semana pasada de Marcelo Papandrea, que duró apenas dos meses como presidente.

Si no hubiera aumento de tarifas, este año el Estado nacional terminaría aportando el 81% con subsidios y los usuarios, solamente un 19%.

Las tarifas de Aysa se calculan históricamente sobre la base de una presunción de consumo según la superficie de la unidad en metros cuadrados. Pero existe una opción para tener medidores individuales de manera gratuita y poder ser más eficiente en el uso del servicio.

Otros puntos destacados de la propuesta es el fortalecimiento del programa de Tarifa Social, que hoy alcanza a 131.538 hogares. «Para 2024 se estima un presupuesto de $ 39.687 millones y un alcance estimado a 250.000 hogares», detalló Aysa.

Sumando los gastos de operación y de inversiones y mantenimiento, la compañía prevé un gasto total en 2024 de $ 813.440 millones más IVA, e ingresos proyectados en $ 580.878 millones, por lo que habría un déficit de $ 232.562 millones en el año, a cubrir con subsidios por el equivalente a 0,04% del Producto Interno Bruto (PIB).

NE

Más Noticias