martes, 23 julio, 2024
InicioSociedadDe contramano y borracho, mató a un joven, pero dijo que solo...

De contramano y borracho, mató a un joven, pero dijo que solo vio un bulto negro

«Edu» Guerrero había ido a la farmacia con su novia. Como suele pasar en las ciudades del interior, en este caso en Lincoln, los dos andaban sin casco en su moto. Nunca vio venir la tragedia, porque otra moto, cuyo conductor circulaba borracho y de contramano, lo chocó. El joven de 23 años, hijo único, agonizó 60 días.

El que manejaba era el policía bonaerense Juan Manuel Odermatt (31), quien la semana última fue condenado a cuatro años y dos meses de prisión. Nunca estuvo detenido. Ahora hay que esperar que el fallo quede firme para que vaya a la cárcel.

«Hizo un curso de dos meses y se recibió de policía. Hasta lo ascendieron, de cabo a sargento, en la Policía Montada de Campana, al día siguiente que falleció Edu. Nadie lo castiga, anda circulando por las calles de Lincoln con la licencia vencida, pasa por nuestra casa y nos provoca, se cree impune», le dice a Clarín la mamá de la víctima.

El Juzgado en lo Correccional 2 de Junín lo condenó por el «homicidio culposo agravado por ser funcionario policial» de Guerrero y las «lesiones culposas» a Priscila Amado (23).

Durante el juicio, según Télam, Odermatt, quien al momento del hecho estaba de franco, dijo que sólo vio «un bulto negro» antes del impacto, ocurrido cerca de las 22 en la esquina de Belgrano y Laprida.

Además, admitió haber conducido en estado de ebriedad, aunque aseguró tener «reflejos normales» cuando bebe alcohol.

Los papás de Eduardo Daniel Guerrero (23), quien fue atropellado por un policía borracho y murió, en Lincoln.Los papás de Eduardo Daniel Guerrero (23), quien fue atropellado por un policía borracho y murió, en Lincoln.En sus redes sociales, el policía no da ninguna señal de dolor por lo ocurrido. Más bien, lo contrario. «Yo no molesto a nadie, ni hablo de los demás, porque no me interesa la vida de nadie más que la mía y la de mis seres queridos… el puterío y lo que hace el vecino me chupa un huevo«, posteó el 17 de octubre pasado.

Allí también salió a ofrecer sus servicios. «Se corta pasto. Limpieza de terrenos. Otro tipo de trabajos. Su consulta no molesta«, indicó y dejó su número de celular.

Eduardo Daniel Guerrero era el único hijo de Eduardo Germán Guerrero (61), apicultor, y María Itatí Domínguez (44), una docente del nivel secundario que era de General Levalle (Córdoba) pero se radicó en Lincoln cuando conoció a quien terminaría siendo su marido, nacido en Los Toldos (partido de General Viamonte).

Juan Manuel Odermatt (31), el policía condenado por atropellar y matar, borracho y de contramano, a Eduardo Daniel Guerrero (23), en Lincoln.Juan Manuel Odermatt (31), el policía condenado por atropellar y matar, borracho y de contramano, a Eduardo Daniel Guerrero (23), en Lincoln.El joven trabajaba con su papá en la producción de miel y estudiaba Profesorado de Matemática. Además, había ahorrado dinero para construir seis departamentos.

Debido al choque, sufrió contusión pulmonar, rotura de bazo, aplastamiento de los intestinos y lo más grave: las lesiones en la cabeza. Primero lo atendieron en el hospital de Lincoln y lo llevaron al Hospital Interzonal General de Agudos (HIGA) de Junín, donde estuvo internado dos meses hasta que murió.

Domínguez, que es profesora de Lengua y Literatura y de Construcción de Ciudadanía, advirtió que tanto el acusado como su hermana han pasado en auto por el frente de su casa, «riéndose» y «ella invitándolos a pelear».

Eduardo Daniel Guerrero (23) fue atropellado por un policía borracho y murió, en Lincoln.Eduardo Daniel Guerrero (23) fue atropellado por un policía borracho y murió, en Lincoln.«Tiene tanta soberbia, cero remordimiento. Durante el juicio, miraba a la fiscal y se reía. Es un caradura», afirmó.

Según pudo saber Clarín, Odermatt fue cesanteado de la fuerza el 9 de noviembre último por la División de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad bonaerense.

Los fundamentos del Tribunal para el fallo

«En esta línea de interpretación de los hechos y de la prueba producida que dimana de la normativa procesal, surge, en forma indubitada, que el imputado conducía la motocicleta descripta previamente con un índice de alcohol en sangre de 1,02 gr/l, es decir, más del doble del límite que permitía, a la fecha del hecho«, señaló el juez que estuvo a cargo del debate, Jorge Ariel Coppola.

Además, consideró como atenuantes que «el imputado no registraba antecedentes penales y que las víctimas se desplazaban en un motovehículo sin utilizar el casco reglamentario«.

Coppola ordenó imponerle al agente una inhabilitación especial por diez años para conducir automotores y motos. A su vez, dispuso que Odermatt se mantenga en libertad hasta que la sentencia sea confirmada en segunda instancia.

Para mantener el beneficio, el policía deberá conservar su domicilio actual, del cual no podrá ausentarse por más de 48 horas, mientras que se le prohibió la salida del país, indicaron los voceros a Télam.

El pedido de la familia del joven que murió.El pedido de la familia del joven que murió.En relación a los dichos del imputado, el juez Coppola remarcó en el fallo: «De ninguna manera resulta aceptable la referencia que hizo el imputado al declarar, en ejercicio de la garantía de defensa, en el marco del debate respecto a que sentía que podía controlar cualquier situación que se le presentara en el camino«.

«Considero que el efecto que causa el consumo de alcohol en una persona no es de apreciación subjetiva, sino que responde a principios científicos«, expresó.

Finalmente, sostuvo: «Interpreto los dichos del imputado Odermatt como que no tenía el pleno dominio del vehículo, al ni siquiera identificar que lo que dijo que se cruzó fue una moto ocupada por dos personas«.

EMJ

Más Noticias