miércoles, 17 julio, 2024
InicioDeportesCuti Romero y su momento más difícil cuando intentó retirarse del fútbol...

Cuti Romero y su momento más difícil cuando intentó retirarse del fútbol a los 17 años: «En un momento perdí la cabeza»

La figura de Cristian Romero se fue agigantando en cada partido que jugó con la Selección argentina desde que Lionel Scaloni lo convocó en junio de 2021 para que haga su debut en la Scaloneta. Y aquella figura que llegó casi como desconocida en el fútbol argentino, mientras se destacaba en la zaga central del Atlanta de Italia, se consagró como referente en el equipo que alzó el título del mundo en tierras qataríes y que se ganó el corazón de los millones de argentinos.

Su carrera futbolística parece guionada, porque pasó desde su deseo de retirarse de la actividad profesional cuando recién comenzaba su carrera hasta conquistar el mundo con el Seleccionado al que soñó representar más de una vez. A su vez, con un largo recorrido por delante que le dará la chance de seguir triunfando.

El marcador central del Tottenham de Inglaterra, se sentó frente a las cámaras de «Llave a la Eternidad», que se emite por la TV Pública, y habló de su intención de retirarse del fútbol, su llegada a la selección y los títulos conseguidos, la figura de Lionel Messi, entre otras cosas.

Su deseo de abandonar la carrera profesional cuando recién comenzaba

Cuti Romero surgió en las inferiores de Belgrano de Córdoba, club que lo vio debutar en la Primera División de Argentina donde su estadía no fue nada grata hace ocho años, cuando tan solo tenía 17 años. Esos problemas con el Pirata y algunos cambios repentinos en su vida cotidiana lo llevaron a pensar en un pronto retiro del fútbol.

“En Argentina tuve un tiempo pasándola mal, pensando en dejar el fútbol y no sabía a donde iba a ir a parar sin saber mi camino. Era joven y no me esperaba un mundo que me cambiara tan rápido, no estaba preparado. Fue una época oscura en el deporte pero hoy disfruto donde estoy, en la mejor liga del mundo, gran club, en la Selección. Los miedos que pasan por dentro trato de dejarlo de lado para seguir progresando», contó.

Y agregó: ”No recurría a la familia para no llevar problemas de un día para otro me cambió la vida. De vivir en casa a solo, un poco de fama, de plata y perdí la cabeza en un momento. Fue culpa mia la equivocación. Después era deportivo, parecía que me querían mal y no estaba preparado y por eso pensaba en dejar el fútbol. Más que nada una pausa. Soy de encerrarme en una habitación, mirarme y preguntarme ‘en dónde me estoy equivocando’. En ese momento me apoyé en mi representante y por suerte en un tiempo breve salí de Belgrano y llegué al Genoa donde cambió mi carrera».

El inicio de una carrera soñada

Su carrera fue como una montaña rusa y en ese proceso, que actualmente transita, está consiguiendo el éxito que no estaba presente ni en los mejores sueños. “Pasaron seis años desde que me fui de Argentina. Me fui con el sueño de triunfar pero si me hubiera imaginado donde estoy nunca me lo habría imaginado», sentenció.

Y agregó: «Representar a mi pais, entrar a este grupo hermoso, vestir la camiseta de la Selección que es todo y conseguir lograr todo nunca me lo hubiera imaginado”.

Representar a la Selección es lo que más de una vez soñó un futbolista que tiene como objetivo llegar al fútbol profesional, y genera una sensación particular conseguir vestir la camiseta albiceleste: “Desde que llegué a la Selección me pasan cosas que nunca había sentido

Una opinión en común entre los jugadores de la Selección: «Es familia»

Todos los jugadores que han pasado por el programa televisivo, y que han dado otras conferencias de prensa en otros momentos, citaron que el grupo es especial. «Pienso que Argentina es familia, es algo muy positivo que ha llevado un tiempo construirlo. Los grupos de antes seguro eran similares porque tengo opiniones de eso, pero este es muy particular. (Lionel) Scaloni creó algo muy lindo, somos como hermanos. Cuando no estamos nos extrañamos y eso es lo lindo”, confesó mientras que admitió que el chat de la Scaloneta sigue activo a pesar de estar en sus clubes.

Ya los primeros entrenamientos marcaban la pauta de cómo iba a ser el grupo con Cuti: “En mi primera cita estaba preocupado por conocer a mis ídolos, a los jugadores que soñé siempre y que me acepten como me aceptaron, como a todos, es especial. Somos un excelente grupo”.

Arabia Saudita: La pesadilla de un título soñado en Qatar

Arabia fue la piedra en el zapato en la cita mundialista. Principalmente por el contexto en el que se dio la derrota y el presente de ambas selecciones. Cuti fue uno de los jugadores que estuvo presente en ese partido y que, en el gol que terminó dándole la victoria a los asiáticos, estuvo cerca de opacarlo.

Aquel partido fue el inicio de un torneo que lo tuvo preocupado hasta último momento por la lesión que transito en la recta final al certamen. “Estaba preocupado porque no le quería fallar a mis compañeros ni al cuerpo técnico que depositan tanta confianza en mi. Quería tratar de llegar lo mejor que pueda y sabía que no estaba en ´optimas condiciones, pero hice lo imposible para llegar de la mejor manera”, contó.

«Me sentí frustrado. Me sentí caliente en el primer gol de Arabia porque no pude responder de la mejor manera o como pensaba. Ahora que pasaron varios meses del Mundial, fue lo mejor que nos pudo pasar arrancar con una derrota. Llegábamos mejor imposible, fue duro arrancar así pero fue lo mejor», citó el central de Tottenham.

Arabia fue el origen del palo santo

«Después de Arabia estaba mal y Licha (Martínez) dijo: “tenemos que sacar la mala energía”. Empezó a traer palo santo, mucho humo en la habitación. Moli (Nahuel Molina) también traía sahumerios, y salíamos a tomar sol. Siempre lo teníamos a escondidas pero Rodri (De Paul) nos mató y salió a la luz», contó.

Messi el ídolo de todos

“Dejamos la vida por Leo y por la Selección, por el hambre de gloria y lo viví así desde el primer momento. Cada partido era una guerra para nosotros”. Esa frase distingue lo que genera Lionel Messi en el plantel. Muchos de los jugadores que formaron parte del plantel campeón del mundo en Qatar redoblaron sus esfuerzos para que el astro rosarino logre el título que se le había tornado inalcanzable en otras oportunidades.

Además, sus compañeros disfrutan de ver el presente del ’10’. “Lo disfruto mucho. Compartir cosas con Ota (Nicolás Otamendi), Fideo (Di María), que en su momento sufrieron tanto injustamente y hoy verlos sonreír disfrutando como lo están haciendo es muy lindo.

«Todos saben que leo es el más grande del mundo como jugador, pero lo que lo hace más grande es el tipo de persona, la humildad, sencillez. Es una grandísima persona. Lo voy a llevar a mis mejores recuerdos de él”, confesó Cuti.

Para su comienzo en la Selección, Messi fue el principal consejero: “En el segundo entrenamiento de llegar a la Selección, antes de jugar con Chile en mi debut en Eliminatorias, era mi primer entrenamiento con los titulares de la Selección y recuerdo que hice dos o tres jugadas y me felicitó, que tenga confianza y me empezó a hablar. Fue muy lindo”.

Messi fue la fuente de tranquilidad en la final del mundo

“Quedamos prácticamente los once titulares en el túnel. Habíamos diez y faltaba Leo, que creo estaba en el baño. Yo tenía nervios, ansiedad, ganas de entrar, de empezar, lo miraba al Dibu (Martínez) que rezaba, miraba a todos. Y cuando vi que venía leo estaba tan tranquilo», confesó el central sobre aquella previa a la final ante Francia que consagró a la Selección en Qatar.

Algo particular que se conoció de Messi, pero que no se ve con normalidad por privacidad, es lo que transmite Lionel en cada palabra que da en las charlas técnicas previo a un encuentro. La más recordada es aquella en 2021 ante Brasil en la final por la Copa América en el estadio Maracaná, donde generó más de una emoción en los futbolistas.

Contra Francia en el estadio Lusail no fue la excepción, aunque no quiso revelar textual cuál fue el mensaje: «Cuando habló antes de salir a la cancha nos hizo sacar la ansiedad, es un momento lindo cuando habla. Lo miraba porque es como frialdad pero para jugar tiene fuego».

Más Noticias