viernes, 24 mayo, 2024
InicioEconomía¿Qué pasaría con los alquileres si el Congreso decide derogar la ley...

¿Qué pasaría con los alquileres si el Congreso decide derogar la ley que regula el mercado?

Los referentes del sector inmobiliario esperan el fin de la legislación que contrajo la oferta de inmuebles y disparó los precios de los alquileres. Cómo se manejan con los contratos mientras tanto.

El frustrado tratamiento de la Ley de Alquileres en el Congreso, vuelve a plantear el interrogante que circula en las inmobiliarias y entre inquilinos y propietarios: ¿qué pasaría en el mercado si el Congreso derogara ya mismo la Ley 27.551?. Mientras tanto, en medio de las distorsiones generadas en la oferta y la demanda, ¿cómo se están resolviendo hoy los contratos más allá de legislación vigente?

Soledad Balayan, directiva de Maure Inmobiliaria piensa que “si se derogara la ley sería una muy buena noticia para el mercado en general, aunque creo que los efectos no serían inmediatos de todas formas. El problema es que la probabilidad de que eso sea efectivamente lo que pase es prácticamente cero”. Según la empresaria, “no hay ninguna intención política de accionar para derogar la ley, son solo palabras que se dicen en campaña electoral pero con probabilidad de acción casi nula, no hay un consenso político para la derogación”, opina.

Para otros empresarios del sector, la derogación de la ley que achicó la oferta de inmuebles en alquiler y produjo una suba exorbitante d de los precios de los alquileres, también es vista como una oportunidad para mejorar la situación actual. Desde la óptica del broker Oscar Puebla, “por lo menos se volvería a los contratos de dos años , a un ajuste semestral, con un índice acordado entre las partes”, dice.

Por su parte, la Federación de Inquilinos Nacional opina que si se deroga la Ley, «no hay dudas de que se agudizará la crisis habitacional y social», opinó en un comunicado reciente. 

En cuanto a cómo se están resolviendo los contratos de las locaciones en este contexto, Puebla cuenta: “hoy se tiende a hacer lo que el mercado permite. En algunos casos se hacen contratos a un año, totalmente fuera de la ley o a tres con precios de inicio altos. Los contratos en dólares, se utilizan en los inmuebles que se pueden alquilar a extranjeros, son contratos trimestrales y del tipo temporario”.

“Por el momento las partes ya realizan operaciones consensuadas para hacer algo equitativo que los favorezca. Algunos alquileres disfrazados de “temporarios “ o “turismo” para poder hacerlos en dólares”, coincide el desarrollador Horacio Ludigliani.

Según Balayan,  “hoy prácticamente no hay mercado ni información para poder saber lo que pasa a gran escala. Todo es caso por caso y si bien pareciera que los locadores tiene una intención de pactar contratos en dólares son pocos los que efectivamente lo logran y en un segmento muy premium”, dice..

“Si el Congreso hoy derogara la ley de alquileres, nos encontraríamos con un beneficio mutuo tanto para Locadores como para locatarios”, insiste Cintia Azpiazu, manager de Gustavo De Simone Soluciones Inmobiliarias. “Los propietarios volverían a un contrato por menor cantidad de años, no deberían blanquear e inscribir los mismos y podrían volver a un ajuste semestral o anual como se solía manejar hace unos años atrás», dice.

Por otra parte los inquilinos también evitarían sufrir la suba y ajuste que manejan actualmente en base al consumo e inflación del país”. Según la referente del sector, en los últimos meses se vieron incrementos que alcanzaron casi un 100% desde el inicio de sus contratos.

En su hipótesis, “es muy probable que aquellos propietarios que volcaron sus unidades a la venta, vuelvan a confiar e intentar apuntarlas a una propiedad con renta. Lo que generaría nuevamente, un crecimiento en la gama de opciones para aquellos que buscan ingresar a una propiedad”.

También para Francisco Altgelt, presidente de la inmobiliaria homónima, “derogar la ley actual puede ser un buen impacto para el mercado. Probablemente aumente la oferta y los precios deberían tender a la baja”, dice.

“Hoy el mercado de alquileres residenciales está roto». Pero el gran problema no es la ley en su totalidad, sino impedir a la partes a acordar una actualización de precio en un tiempo más corto”, señala.

Desde otra postura, Diego Migliorisi dice: “no creo que la derogación total de la ley pueda resolver la cuestión de fondo, porque la ley anterior también era mala. Hay que trabajar para resolver esta situación dramática, histórica, que perjudica a todo el mundo; nunca vimos una situación así de gente desesperada por una vivienda y propietarios con incertidumbre y con miedo a firmar un contrato a tres años”.

Y sobre los artilugios del mercado para esquivar la ley que conlleva tantas arbitrariedades, el empresario dice: «o lo alquilás de acuerdo a la normativa vigente o te dedicas a lo que es alquiler temporario (amueblas el departamento, el propietario tiene que estar encima, que es bastante engorroso), o lo tercerizás con una administración que se dedica a alquileres temporarios», finaliza.

Más Noticias