miércoles, 17 julio, 2024
InicioSociedadSe tiñó de rubio y su cara de felicidad cambió cuando le...

Se tiñó de rubio y su cara de felicidad cambió cuando le dieron el ticket: “Pensé que iban a ser solo $30.000″

Florencia Marietan utilizó el recurso de las redes sociales para expresar su malestar e indignación tras una fallida experiencia en una reconocida y prestigiosa peluquería ubicada en la localidad bonaerense de Canning.

La mujer, que vivió allí durante cuatro años y aseguró que a partir de ello dicha peluquería se convirtió en su preferida (a pesar de que luego se mudó a Caballito y más tarde Bernal), narró una situación vivida hace pocos días luego de una intensa jornada laboral.

“Sé que es una peluquería cara, pero como trabajaban bien estaba segura de ir ahí. Hasta este momento, que tuve una mala experiencia con una chica nueva que me atendió por primera vez, nunca había tenido un problema”, expresó Florencia a TN.

En su video viral (acumuló más de 1.4 millones de visualizaciones en TikTok), la ingeniera en alimentos se presentó con una serie de pedidos específicos: “Mechas, ampolla y corte”.

“En mi cabeza pensaba que iban a ser unos $30.000. No es que me hice la vida, no fui a depilarme ni a hacerme las uñas”, indicó Florencia, que antes de cuestionar el valor del ticket detalló que su principal queja tuvo que ver con la atención recibida.

“Esa chica me mojó entera en la pileta durante más de una hora. Estuve con el cuello torcido durante dos horas, y el tiempo que permanecí ahí me ocasionó un dolor en la espalda tremendo”, aseguró.

A pesar de la fallida experiencia, el resultado final le agradó. Incluso tomó una serie de fotos para exhibir el paso a paso del trabajo y sonrió al final, frente al espejo, con su nuevo color de pelo.

La sorpresa de un cobro inesperado al recibir el ticket

“Pedí el ticket para ver el detalle y noté que me cobraron por lo mismo que me hago siempre, con la diferencia que todo estaba desglosado en ítems: reflejos, color, matización. Todo eso debería tener un solo valor”, indicó Florencia.

“Es como pedir un corte de pelo y que te cobren por la tijera, la toalla y el peine. Igual mi queja es más por la atención que por el precio. Esta chica me mojó entera en la pileta, me dejó el cuello torcido durante dos horas y en el tiempo que me tuvo ahí me dejó un dolor de espalda tremendo”, agregó.

En el video relató que la peluquería quiso cobrarle $54.200 por todo el trabajo: “Los reflejos $17.000, el color $14.000, el corte $4200, la ampolla $7000 y la matización $12.000″. Automáticamente, Florencia respondió que no había pedido matización, solo mechas, ampolla y corte, “que es lo que me hago siempre desde hace mil años”.

“Me negué a pagar ese ítem de mentira y me dijo ‘bueno, la próxima solo te hago las raíces’. Hace muchos años vengo porque no me gustan los rubios de otros lugares, pero me parece que se excedieron. La frase final de la peluquera fue ‘acá se cobra todo”, sostuvo Florencia, madre de cuatro hijos.

TN intentó comunicarse -sin éxito- con la peluquería a través de varios intentos y diálogos telefónicos. La protagonista de esta historia precisó que tras una breve discusión aceptaron quitarle el ítem de matización, por lo que el monto final abonado fue de $42.200.

“El trabajo parecía lindo, pero mis seguidores decían que estaba muy amarillo. Al otro día, después de lavarlo, no podía sacarme ese color. Me metieron decolorante en un pelo decolorado y me lo quemó. No me lo quemó al punto de quedarme con el pelo en la mano, pero sí se me cayó un poco. No me pude pasar el cepillo”, aseguró Florencia.

Sobre el final concluyó: “Se comunicó la supervisora y me dijo que tenían los teléfonos explotados, que ese día no estaba y no pudo manejar la situación. Me pidió mil disculpas. Y me agradecieron por decirles muchas cosas que ellos no tenían en cuenta, como que no había papel en los baños”.

Más Noticias