lunes, 27 mayo, 2024
InicioSociedadLas cinco razones de una elección definitiva

Las cinco razones de una elección definitiva

Empezó la veda y la cuenta regresiva, las últimas 48 horas antes de ir a las urnas para la elección definitiva de San Juan. Terminará así el largo periplo para votar gobernador y vice, luego de la intervención de la Corte Suprema que seccionó el comicio. Sea cual fuere el resultado, puede convertirse en una bisagra. Hay al menos cinco razones para entenderlo de este modo.

1- Fin de ciclo. Se cierra una etapa, intempestivamente, por el fallo de la Corte Suprema que impidió la nueva reelección de Sergio Uñac. Dejando de lado la discusión jurídica, la resolución del máximo tribunal impactó directamente en el escenario político, quitando a una de las figuras protagónicas. Aún cuando fuere electo Rubén Uñac habrá un ciclo concluido y otro que comienza.

El propio Sergio Uñac reconoció este jueves en una entrevista exclusiva en Banda Ancha que, de ganar su hermano Rubén, habrá un desplazamiento en el eje del poder. Más allá de la continuidad del modelo, habrá un traspaso de mando con todos los alcances de ese acto simbólico.

2- Fin de ciclo recargado. Si todo esto sucederá en hipótesis de continuidad del actual oficialismo, con mayor razón ocurrirá si gana la oposición encabezada por Marcelo Orrego. El diario Clarín publicó este jueves una encuesta que augura el cambio, con evidente expectativa y simpatía por esa posibilidad. Quedan menos de 48 horas para terminar con las especulaciones.

Orrego disputará la gobernación por segunda vez en su carrera política. Pero es mucho más que una cuestión personal. Detrás de su figura hay todo un espacio que viene intentando conquistar el poder sin haber logrado el cometido. El resultado del domingo será valioso también para definir el futuro de los actores de ese sector. 

Hacerse del gobierno les permitiría visibilizar figuras menos conocidas. Son entre 480 y 500 cargos públicos imprescindibles los que hay que ocupar para poner una administración en funcionamiento, según dijo tiempo atrás un veterano dirigente con experiencia en la gestión.

3- La cabeza de Frankenstein. Esta será una elección definitiva porque finalmente el monstruo estará completo. Ya tiene un cuerpo, gestado en las elecciones del 14 de mayo: una Cámara de Diputados con dominio uñaquista espera al próximo gobernador. Pero aún así no habrá mayoría absoluta. El peronismo tendrá subdivisiones varias, con giojismo, gramajismo y massismo incluidos. De todo un poco, para cortar la homogeneidad que marcó a la Legislatura en las dos últimas décadas.

El fallo de la Corte Suprema rompió el artículo 185 de la Constitución Provincial que ata la elección de diputados a la de gobernador y vice, precisamente para garantizar cierta consistencia entre el Ejecutivo y el Legislativo. Al haberse desdoblado el comicio, el resultado podría alterar esa correspondencia. 

Recién el domingo por la noche se sabrá cómo terminó este proceso extraordinario y cómo será el reparto del poder los próximos cuatro años. Sin ir más lejos, se conocerá al nuevo presidente nato de la Cámara de Diputados que hoy es una incógnita.

4- Intendentes en espera. Debido al desdoblamiento de la elección provincial, hay una camada de jefes comunales que aguarda con expectativa al nuevo gobernador, su interlocutor directo a partir del 10 de diciembre. En particular genera atención el caso de los debutantes, que son mayoría en el Gran San Juan. 

Está la orreguista Susana Laciar en Capital y el martinista Sergio Miodowsky en Rivadavia, como también el uñaquista/ibarrista Carlos Munisaga en Rawson y la gramajista Daniela Rodríguez en Chimbas. La diversidad de ‘ismos’ grafica el abanico de intereses contrapuestos también. 

Más allá de las simpatías políticas, todos y todas tendrán que entenderse institucionalmente con el futuro gobernador y su gabinete de ministros para diseñar la gestión hasta el 2027. En esto, solo tiene experiencia el santaluceño Juan José Orrego, el único reelecto en este conurbano.

5- Empresarios y sindicatos, adentro. El cambio del 2015 entre José Luis Gioja y Sergio Uñac demostró que, más allá de la continuidad, siempre habrá sutiles modificaciones en las políticas públicas. Esto determina también un impacto en el sector privado. Puede haber incentivos diferentes, el acento puesto en algunas actividades por encima de otras. Todo esto, en el marco de una política económica nacional que está todavía por definirse.

Este combo impacta directamente en el empresariado local. Por eso hubo reiteradas reuniones con cada uno de los candidatos, fundamentalmente los que tienen mayores posibilidades de llegar al gobierno, en busca de garantizar ciertas condiciones mínimas. 

Los sindicatos se manifestaron políticamente en la persona del conductor de la CGT, Eduardo Cabello. No así otros gremios que trabajan por fuera de esta central obrera, como el siempre influyente UDAP. El domingo habrá certeza sobre el rumbo que tomará la provincia a partir del 10 de diciembre y los representantes de los trabajadores tendrán que dialogar con el nuevo interlocutor.

Estas cinco razones alcanzan para comprender la real dimensión de esta elección, que puede considerarse definitiva. La más importante de todo el año. Tanto o más que la presidencial. Un comicio que quedará en la historia por su carácter extraordinario. A votar entonces.

JAQUE MATE

Más Noticias

Sospechas cruzadas, nombres sugeridos y mucha trenza peronista

Durante la semana pasada empezó a filtrarse una...

San Lorenzo pedirá los puntos por el partido contra Godoy Cruz

Había sido suspendido por violencia en la tribunaEl conflicto...

El blue baja a $ 1.205 y ya es más barato que los dólares financieros

En una rueda con pocas operaciones y acotada por...

El BCRA debió hoy vender reservas por quinta vez en la gestión Milei

El Banco Central (BCRA) abrió la última semana del...